Pilar de vida: Semana Mundial de la lactancia Materna

La WABA (Alianza Mundial pro Lactancia Materna), la OMS y UNICEF cada año celebran la Semana Mundial de la Lactancia Materna, y para este 2018 centran su atención en el lema: Lactancia materna: pilar de la vida como la base para una buena salud para toda la vida para bebés y mamás.

31 de julio de 2018, 12:44.

Pilar de vida: Semana Mundial de la lactancia Materna

Ampliar imagen


Estas instituciones aseguran que la nutrición, la seguridad alimentaria y la reducción de la pobreza son fundamentales para conseguir los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas. En Este sentido, la lactancia previene el hambre y la malnutrición en todas sus formas y asegura la seguridad alimentaria para bebés, incluso en momentos de crisis.

En este camino, todos tenemos un papel importante para asegurar el crecimiento, el desarrollo y la supervivencia de los niños alrededor del mundo.

Por ello DAMSU ha generado un espacio individual de acompañamiento a las familias luego del parto, durante la lactancia materna y el período de crianza, con el fin de asesorarlas acerca de la lactancia materna,  las emociones, las vivencias, el trabajo y la familia.

La leche materna es el primer alimento natural de los niños, proporciona toda la energía y los nutrientes que necesitan durante sus primeros meses de vida. Además, promueve el desarrollo sensorial y cognitivo, protege al bebé de enfermedades infecciosas y crónicas y, reduce la mortalidad infantil por enfermedades de la infancia.

Los beneficios que genera la lactancia materna a nivel biológico, nutricional, psicoafectivo, económico y social son para toda la vida. Por ello, DAMSU en el marco de la OMS y UNICEF recomiendan:

El amamantamiento exclusivo durante los seis primeros meses de vida, sin otros alimentos o bebidas, ni agua; y hasta los 2 años de vida y/o mamá y bebé lo decidan.

  • Iniciar el amamantamiento durante la primera hora de vida.
  • Dar el pecho a demanda.
  • No utilizar biberones, tetinas o chupetes.

Es importante tener especial cuidado al iniciar al bebé con leche de fórmula y suprimir la lactancia materna. Cuando esto sucede, hay una sensación por parte de la madre de que el “bebé no se llena” o “no sube de peso lo suficiente”. En la mayoría de los casos tal percepción es errónea. Sólo un 10% de las mujeres padecen una hipogalactia y depende de causas relacionadas con el bebé o con la mamá o con el manejo de la lactancia, y deben ser evaluadas por profesionales de la salud.

Por ello, nuestro equipo de profesionales, ante una situación-problema, ayuda a las familias a:

  • Favorecer el descanso de la madre, mientras duerme el bebé.
  • Amamantar al bebé frecuentemente
  • Evitar horarios rígidos, las tomas deben ser a demanda.
  • Evitar agua o alimentación complementaria en menores de 6 meses.
  • Ayudar a la madre a mejorar el agarre si fuera necesario.
  • Pedir ayuda o asesoramiento ante una dificultad.
  • Fortalecer el vínculo de amor  entre madre e hijo.
  • Buscar alternativas en el manejo de las  dificultades de la lactancia materna.
  • Acompañar a la familia en la reincorporación a la vida laboral.
  • Promover el apoyo al sistema familiar y la crianza en la nueva etapa.

ASESORAMIENTO POST PARTO, LACTANCIA MATERNA y CRIANZA

Solicitar turno. Educación para la Salud. SUM. Lunes a viernes de 8 a 13 horas. Tel. 4135000 Interno 3202, educacionparalasalud@damsu.uncuyo.edu.ar

La consulta ante una dificultad en el amamantamiento es considerada de URGENCIA, por lo tanto, no dudes en llamar a nuestros referentes: 261- 156116952 / 261- 155386692

 

 

 

 

 

 

 


www.damsu.uncuyo.edu.ar Universidad Nacional de Cuyo. Desarrollado por CICUNC | Login